Hoy os dejo una receta sencilla, sacada y adaptada de una de las revistas para Thermomix que circulan por los kioscos (www.thermomixmagazine.com). Aunque el macerado se prepara en la Thermomix, así como el aguacate para acompañar, se puede hacer con una batidora normal.

Es un buen plato para poner como aperitivo, de esos que dan poco trabajo (o que se puede hacer con cierto tiempo) y queda bastante resultón. Una amiga que los probó comentaba que le recordaba a un viaje que hizo a Tailandia. Quizá a otros os recuerde más a la cocina mejicana por la lima y el cilantro. En cualquier caso, una receta con mucho sabor y dando un toque distinto a lo que estamos acostumbrados.

Ingredientes para 8 personas:

  • 1 kilo de langostinos crudos

Langostinos a la lima con ThermomixPara macerar:

  • 1 diente de ajo
  • 1 lima troceada
  • 10 gr de cilantro fresco
  • 10 hojas de albahaca fresca
  • 1 cucharada de aceite de sésamo
  • 1 cucharada de aceite de oliva

Para el guacamole (o una versión del guacamole):

  • 3 aguacates (300 gr de pulpa)
  • 10 tomates cherry
  • 50 gr de cebolla tierna
  • 5 gr de cilantro
  • 10 gr de zumo de limón
  • Un pellizco de sal
  • 20 gr de aceite de oliva

Elaboración:

La parte más pesada es limpiar los langostinos. La idea es pelarlos quitándoles las cabezas (las usaremos para otra receta de pasta que os contaré otro día), pero dejándoles la parte final de la cola, para usarla luego para cogerlos y comerlos. Importante limpiarlos también de las tripas, ya que dan un sabor desagradable si no se retiran.

Una vez limpios, los podemos reservar y preparar el macerado. Este se prepara metiendo todos los ingredientes en la Thermomix y dándole al turbo 3 veces, o bien hasta que lo veamos bien troceado. Una vez hecho lo mezclamos en un bol con los langostinos, removiendo bien para que se empapen todos. Debe estar una hora en la nevera macerando (si está hora y media, mejor), bien tapado con papel film, ya que el aroma que desprenden es potente.

Mientras maceran, hacemos el guacamole. De nuevo, metemos todos los ingredientes en la Thermomix y trituramos 5 segundos/Velocidad 4. Bajamos con la espátula y volvemos a triturar 3 segundos/velocidad 4. Debe quedar un puré, con todos los ingredientes integrados. Si la hacemos con tiempo, reservamos en un bol tapado con papel film en la nevera.

Y ya tenemos todo preparado. Lo único que falta es saltear los langostinos, junto con toda la preparación para la maceración, en un wok o en una sartén honda con un buen chorro de aceite de oliva durante 3 minutos a fuego fuerte. Hay que saltearlos bien, a fuego vivo, para que se hagan por todas partes de forma rápida pero no se queden secos.

La idea es que el langostino se moje con el guacamole, mezclando los ingredientes. Aunque como me pasó a mí, saqué unos Doritos, por lo que nos comimos el guacamole más con los Doritos que con los langostinos 😉